Niño quemado con cigarrillos está estable

  • El Dr. Nelson Zenna se refirió al caso de un niño de un año y cuatro meses que presumiblemente fue torturado por su padrastro, quien le quemó cigarrillos en la cara y hasta le arrancó las uñas.
Así quedaron las manos del bebé. Foto://Abc.com.py

Así quedaron las manos del bebé. Foto://Abc.com.py

Zenna, director del Hospital Regional de Ciudad del Este, conversó este miércoles con radio ABC Cardinal y dijo que el pequeño amaneció estable, sin fiebre, y se constató que no tiene fracturas. “Está súper bien, es fuerte el mita’i (niño)”, manifestó el médico. Según informa el medio digital Abc.com.py.

El doctor agregó que el bebé tiene la “apariencia de mal cuidado”. Le rasguñaron y quemaron cigarrillos en la cara y le arrancaron las uñas. Además, tiene lesiones en la oreja del lado derecho. “El chico llegó con su madre; la señora intentó dejarle y después huir. Justo en ese momento estaban los agentes de policía. El papá huyó, anotaron el número de su chapa”, detalló el director del hospital.

El bebé es aún lactante, pero su madre, que tendría 17 años, está detenida. Cuidan de él los funcionarios del hospital, quienes ya denunciaron el caso a las autoridades. El padrastro del niño, un libanés de 25 años, fue detenido la noche de este martes cuando intentaba cruzar a Brasil a través de Foz de Iguazú.

El caso se conoció el martes por la noche. Los padres del bebé llegaron aproximadamente a las 15:00 hs. hasta el Hospital Regional de Ciudad del Este. La mamá intentó dejar al bebé y huir, pero fue detenida por la Policía. Tras este episodio, los agentes fueron hasta la casa de la mamá, donde fueron recibidos por el encargado, quien refirió que cerca de las 14:00 hs. llegó la pareja junto con el menor a bordo de un vehículo de la marca Honda, color azul, con matrícula CAN 096, del cual bajaron.

Detalla el parte de la comisaría 7ª de Ciudad del Este que la pareja sentó al niño en una sillita de la cual cayó de espaldas e inmediatamente fue alzado del suelo por el libanés. Posteriormente, subieron de nuevo al rodado, pidieron al encargado que abra el portón y fueron hasta el hospital.

Comentarios

Comentarios del sistema: 0