Incendios en Chile se cobran otra víctima y siguen sin tregua

  • Los devastadores incendios forestales que sacuden Chile se cobraron una nueva víctima este viernes, elevando el balance a 11 muertos, mientras el Gobierno anunció ayuda para unos 3.000 damnificados.

Sin parar. El fuego avanza dejando a su paso 11 muertos y más de 3.000 damnificados. Foto://Ultimahora.com

Sin parar. El fuego avanza dejando a su paso 11 muertos y más de 3.000 damnificados. Foto://Ultimahora.com

La Fiscalía de la región del Maule confirmó que el último fallecido es un hombre encontrado junto al cadáver de un caballo en un sector rural cerca de la ciudad de Constitución, una de las zonas más golpeadas por esta tragedia que desde hace más de una semana castiga a los chilenos. Según informa el medio digital Ultimahora.com.

El balance provisional se eleva a 11 muertos –dos bomberos, tres brigadistas, dos policías y cuatro civiles–, según cifras del Gobierno. También dejaron más de 3.000 damnificados, que recibirán ayuda para la reconstrucción y reparación de sus casas, y para reponer los enseres perdidos, anunció este viernes la presidenta Michelle Bachelet.

Asimismo, el Gobierno entregará una ayuda económica de hasta 15.000 dólares para la atención del ganado afectado y otro subsidio de unos 350 dólares para quienes perdieron su fuente de ingreso. “Nuestra prioridad es la seguridad de las personas y cuidar a los animales”, afirmó la mandataria. Los siniestros afectan a siete de las 15 regiones del país donde las pérdidas económicas hasta ahora son incalculables, sin contar con la destrucción de fauna y de flora. Algunos de los bosques que han ardido son de árboles autóctonos.

Volver a empezar. La mayoría de los damnificados se encuentran en la región del Maule. Unos 1.500 huyeron de la localidad de Santa Olga, la primera arrasada por los incendios, donde la mayor parte de las viviendas ha quedado reducida a escombros, así como otras pequeñas poblaciones. “Perdimos todo, no quiero volver. No quiero ver cómo quedó Santa Olga. Va a ser terrible llegar a un lugar donde ni se reconoce porque todo quedó hecho ceniza”, dice a la AFP Karina Aguilera, una mujer de 36 años, albergada junto a sus tres hijos en un colegio de la vecina ciudad de Constitución. Decenas de vehículos cargados con muebles que pudieron ser rescatados de Santa Olga se encuentran estacionados fuera del colegio, donde unos 500 damnificados esperan una solución a su situación.

Comentarios

Comentarios del sistema: 0