Ex director de Itaipú indicado para comandar Petrobras; mercado y analistas reaccionan mal al anuncio

  • El militar Joaquin Silva e Luna, exdirector general de Itaipú, fue indicado por Jair Bolsonaro para asumir la presidencia de Petrobras.
  • Otros dos militares acompañarían su mando, Eduardo Barcellar y Leal Ferreira. Sin embargo, es necesaria la aprobación del Consejo de la empresa estatal para las nominaciones.
  • El mercado reacciona mal a la noticia y los expertos temen una intervención gubernamental abusiva en las políticas de la petrolera.

Foto: Evaristo Sá/AFP

Por Paulinho Alfaro.

Cuando dirigía Itaipú, donde asumió hace 2 años, Luna utilizó el presupuesto de la hidroeléctrica binacional para realizar varias obras, entre ellas el Puente de Integración “Brasil-Paraguay”, en el río Paraná, que tiene como objetivo ampliar las relaciones comerciales entre Paraguay y Brasil y aliviar el tráfico en el Puente de la Amistad.

Con 71 años, tiene una amplia experiencia en la política, habiendo servido sus últimos cinco años el Ministerio de Defensa, inicialmente como secretaria de Personal, Educación, Salud y Deportes; luego, como secretario general del ministerio; y, finalmente, como ministro de Defensa (bajo la presidencia de Michel Temer 2016-2018). Se trata del primero militar en ocupar el Ministerio de Defensa desde su creación en 1999. Fue el 26 de febrero de 2019 que asumió frente a la Central Hidroeléctrica de Itaipú.

Las razones que cautivaron a Jair Bolsonaro por el nombramiento y los contrapuntos de especialistas

Durante su mandato en Itaipu, el director estuvo a cargo de importantes obras de infraestructura financiadas por la empresa. El presupuesto anual es de 200 millones de dólares, con una liberación proyectada de 254 millones de dólares para respaldar 31 proyectos, verbalizados por Jair Bolsonaro en 2020.

La forma en que Luna los llevaron a cabo llamó la atención del líder nacional, por consistir en presupuesto dolarizado, libre de órganos de control, para desarrollar las obras.

Los agentes financieros, a su vez, ven un aumento significativo del riesgo político en el país, especialmente la interferencia del gobierno en las empresas estatales. Como consecuencia, hubo pesimismo por parte de ellos para recomendar acciones de la estatal Petrobras.

Lo que importa en nuestra opinión es el mensaje que se está transmitiendo al mercado: se está volviendo cada vez más difícil desde el punto de vista político para Petrobras implementar una política de precios en la que los precios de los combustibles varíen de acuerdo con las variaciones de cambio y los precios del barril de petróleo (principalmente en el caso del diesel, dadas las presiones de la categoría camioneros)”, comentaron los analistas de XP Investimentos al portal G1. Complementando el razonamiento, los analistas de Itaú BBA lamentaron “una vez más” la intervención del gobierno en las políticas de la petrolera.

Efectos en la economía brasileña posterior al anuncio
El cambio de mando de Petrobras se indicó luego de que la estatal anunciara que reajustaría el litro de gasolina en las refinerías en un 10,2% (R $ 2,48); diesel, en 15,2% (R $ 2,58).

Este anuncio siguió a una fuerte caída en las acciones de la compañía. Según Infinity Asset Management, las acciones cayeron un 16,92% en el mercado de futuros de Nueva York. “Cayó muy fuerte al principio. A lo largo del día (hoy), dependiendo de las declaraciones de autoridades, como Paulo Guedes, incluso puede reducir”, reflexionó Miriam Leitão, periodista y comentarista política de Globonews.

Según la herramienta de análisis de acciones y fondos, Economatica, Petrobras perdió más de 13 billones de dólares en valor de mercado, en pocas horas este lunes. El viernes (día del anuncio), la petrolera ya había contraído 5 billones de dólares.

Comentarios

Comentarios del sistema: 0