Ana Girala: «No hay dudas de que policías son responsables»

  • La fiscala Ana Girala, quien investiga el caso de dos policías que realizaron una persecución y tiroteo irregular donde resultó herido un niño de 6 años, consideró este martes que no hay dudas de que los uniformados son responsables del hecho ya que tuvieron un comportamiento indebido.

La Fiscalía imputó este domingo a los efectivos policiales Derlis Sanabria y Juan Amarilla, quienes realizaron una persecución que terminó con un menor de edad herido de tres impactos de bala. //Ultimahora.com

La fiscala Ana Girala, quien investiga el caso de dos efectivos policiales que estuvieron involucrados en una persecución y tiroteo irregular, donde resultó herido un niño de 6 años, señaló este martes que no hay dudas de que los uniformados son responsables del hecho. Además, sostuvo que ambos tuvieron un comportamiento indebido en cuanto a sus funciones. Según informa el medio digital Ultimahora.com.

“No hay dudas de que ambos son responsables y desde un principio tuvieron un comportamiento indebido en función a lo que ellos deben realizar”, expresó Girala en comunicación con Monumental 1080 AM. Los policías imputados son el oficial Juan Amarilla y el suboficial Derlis Sanabria.

La representante del Ministerio Público indicó que los uniformados no debían haber realizado la persecución sin siquiera verificar antes el número de chapa del automóvil particular.

“La conducta de ellos estuvo mal, puso en peligro la vida de las personas y del niño”, sostuvo.

La fiscala detalló que se levantaron siete proyectiles, de los cuales cinco de ellos impactaron contra el vehículo y dos afectaron al pequeño que iba a bordo con sus padres y su hermana, de 2 meses de vida.

“La Policía tiene prohibido iniciar los disparos en un procedimiento y en este caso tampoco hubo nada que repeler porque el conductor no estaba armado”, refirió.

Caso gatillo fácil

El pasado sábado, a las 21:00 hs. aproximadamente, un niño de 6 años resultó gravemente herido al recibir tres impactos de bala, mientras viajaba en un vehículo con su padre, Ricardo Riquelme, su madre y su hermana.

El tiroteo ocurrió en una persecución y tiroteo perpetrados por agentes de la Comisaría 1ª Central de San Lorenzo, quienes estaban realizando una inspección de personas y vehículos.

En un momento dado, el conductor de un automóvil, que se encontraba circulando de Luque a San Lorenzo, se percató del control policial, por lo que realizó una maniobra en U y evadió el control.

Tras esto, ambos agentes policiales iniciaron una persecución detrás del rodado y supuestamente a través del megáfono en reiteradas ocasiones solicitaron al conductor del automóvil que detenga la marcha de su vehículo y el hombre, siempre según la versión policial, hizo caso omiso a las indicaciones de los uniformados.

Posteriormente, el chofer del automóvil realizó un giro para continuar su huida, ínterin en que el oficial Derlis Sanabria realizó disparos con su arma de fuego.

Dos disparos impactaron en el niño, quien se encuentra en estado delicado en el Hospital de Trauma de Asunción.

Los agentes Derlis Sanabria y Juan Amarilla fueron imputados por homicidio doloso en grado de tentativa, omisión de auxilio y lesión corporal en el ejercicio de la función pública, en calidad de autor y coautor, respectivamente.

Comentarios

Comentarios del sistema: 0